Mar Florès

Archive for the ‘Negociación Política y Cabildeo’ Category

Snippets from the EGP Manifesto: (5) Lobbyists, fraud and corruption

In Negociación Política y Cabildeo, Unión Europea on May 19, 2014 at 2:48 pm

Blog ta' Carmel Cacopardo

EU.lobbying 

The EU needs a stronger anti-corruption policy and more effective instruments against organized crime to strengthen democracy and the rule of law, and also to strengthen the European economy.

Corrupt behaviour by EU officials or parliamentarians in their relations with lobbyists must be met with very strong reactions. Big business still influences the Commission too much. Almost 80% of all stakeholders appointed by the Commission represent corporate interests, despite a commitment to change.

Greens also fight to tackle the problem of “revolving doors” where top bureaucrats and politicians in European institutions join private organizations which they were previously responsible for regulating. We want to safeguard democracy from corruption by introducing robust regulation and transparency for the financing of political parties, candidates and election campaigns. We want to provide the Court of Justice of the EU and the European Court of Auditors with stronger tools to control the way in…

View original post 37 more words

Advertisements

Lobbying

In Negociación Política y Cabildeo on October 14, 2013 at 6:44 am

Image

Del lobbying se ha llegado a decir que es el quinto poder, después del clásico cuarto poder de la prensa.  Asimismo, se ha llegado a emplear este concepto como sinónimo de “grupos de interés” y “grupos de presión”. Lo cual es un error común.

Sin pretender ahondar en los orígenes del lobbying en el mundo, que se encuentran en Inglaterra y Estados Unidos, me enfocaré en la valiosa aportación de Armando Alonso Piñeiro, quien expone la necesidad de separar los tres conceptos clave del lobbying:

  1. Lobby (oficina o agencia)
  2. Lobbying (la actividad específica)
  3. Lobbyist (el agente)

De acuerdo con Carnota, el lobby constituye la representación del grupo de presión frente al Congreso (y, por extensión, también ante la Administración Pública). En la práctica, no siempre se realiza dicho distingo y se designa con el término lobby a lo que en realidad es un grupo de presión (cuando se hace referencia al lobby petrolero, al industrial, al agrario, al sindical, etc). Sin embargo, debe subrayarse que cumplen roles diferenciados, encontrándose el factor grupal de presión en una relación de mandante a mandatario con respecto al lobby.

De la misma forma como se contratan servicios de un abogado o de un contador para determinados asuntos, se recurre a esta especie de profesionales de la presión para hacer conocer los puntos de vista del grupo a los tomadores de las decisiones políticas. En este sentido, pueden entenderse como “grupos de persuasión”.

El legislador y el funcionario deben ver al lobbyista como un auxiliar que les puede aportar conocimientos útiles y desconocidos sobre determinado tema, porque ni uno ni otro pueden pretender conocer exhaustivamente el tópico que están analizando en determinado momento; nadie es “todólogo”. Naturalmente, el lobbyista dictaminará y abogará a favor de los intereses de su representado, lo cual es legítimo y coherente. Le corresponde al legislador o al funcionario confrontar los datos y la interpretación que recibe con aspectos de la realidad social y económica del país; después, tomar decisiones o adoptar medidas.

Sin embargo, no es tan simple la interacción entre los actores de un sistema político; ya que en regímenes democráticos, o que transitan hacia la democracia, como es el caso mexicano, debe tomarse en consideración la importancia de reglamentar y transparentar el desarrollo del lobbying profesional para garantizar el respeto al Estado de Derecho y el apego a un código de ética pública.

En México, actualmente se debaten en el Congreso de la Unión tres reformas constitucionales de la mayor relevancia para el país (y para determinados sectores, representados por sus respectivos lobbyistas):

  1. Reforma Energética
  2. Reforma Política
  3. Reforma Hacendaria

Las negociaciones de mayor peso para la administración de Enrique Peña Nieto deberán concluir antes de que termine el 2013, lo que exige la necesidad de conocer y comprender la forma en que se llevan a cabo los acuerdos políticos, con la intervención de determinados grupos o especialistas en lobbying en cada una de las materias que se están analizando.

En días pasados, se han hecho notar diversas prácticas a las que recurren normalmente las firmas o despachos consultores dedicados a esta actividad; haciendo referencia a los puntos fundamentales del código de conducta de la Unión de Libertades Civiles Norteamericanas:

  • Escribir a los legisladores sobre el tema, solicitando que respondan la carta y expresen sus opiniones.
  • Averiguar e intimar con el staff de los legisladores para exponer las inquietudes correspondientes.
  • Visitar en su propia casa a los legisladores.
  • Comprometer a los amigos y aliados de los legisladores a favor del lobbying específico que se esté desarrollando.
  • Escribir cartas a los editores de los diarios.
  • Presionar en los medios de comunicación para lograr la efectividad del lobby.
  • Interiorizar a periodistas, columnistas, editores y analistas sobre los propósitos que se diseñen.
  • Formar coaliciones con otros interesados.
  • Obtener de distintos grupos o personalidades declaraciones favorables a los objetivos buscados. Enviar estas declaraciones a los legisladores para pedir su lectura y publicación.
  • Lograr adhesiones en general para todos o algunos de los pasos del programa en ejecución.

Como puede advertirse, el lobbying puede incidir negativamente en la disposición de los bienes públicos a favor de un interés sectorial. Aunque también incide de forma positiva, porque facilita el intercambio de información, datos técnicos y argumentos especializados que los tomadores de decisiones necesitan para llevar a cabo de manera efectiva su labor de representación política. Y aquí subrayo la importancia de la participación ciudadana para monitorear las interacciones y resoluciones finales entre legisladores y lobbyistas, a fin de frenar la opacidad en la toma de decisiones y exigir transparencia y rendición de cuentas en el ejercicio del poder público.

En el marco de la negociación de la Reforma Hacendaria, en México se debate la práctica del cabildeo en el Congreso de la Unión. Al respecto, si bien es cierto que las negociaciones entre los representantes del poder público y los grupos de interés no se caracterizan por ser públicas y claras de cara al ciudadano, también es cierto que existe al menos una base legal para poner cierto orden a prácticas que pueden incurrir en actos de corrupción, tráfico de influencias o abuso de autoridad.

El Reglamento de la Cámara de Diputados dedica un Capítulo (el III) para definir y establecer las bases normativas del cabildeo en dicho órgano legislativo:

Capítulo III
 
Artículo 263
  1. Por cabildeo se entenderá toda actividad que se haga ante cualquier diputado, diputada, órgano o autoridad de la Cámara, en lo individual o en conjunto, para obtener una resolución o acuerdo favorable a los intereses propios o de terceros.
  2. Por cabildero se identificará al individuo ajeno a esta Cámara que represente a una persona física, organismo privado o social, que realice actividades en los términos del numeral que antecede, por el cual obtenga un beneficio material o económico.

Artículo 264

  1. Todo individuo que pretenda realizar cabildeo por más de una vez en la Cámara, deberá inscribirse al inicio de cada legislatura, en un registro público, que elaborará la Mesa Directiva, el cual se difundirá semestralmente en la Gaceta y en la página electrónica, con los datos proporcionados por quienes se registren.
  2. La inscripción tendrá vigencia por el tiempo que dure la legislatura correspondiente.

Artículo 265

  1. Los diputados y diputadas, así como el personal de apoyo de la Cámara, se abstendrán de hacer recomendaciones que equivalgan a un cabildeo, cuando obtengan beneficio económico o en especie para sí o su cónyuge o parientes consanguíneos o por afinidad hasta el cuarto grado, o para terceros con los que tengan relaciones profesionales, laborales o de negocios.
Artículo 266
  1. Los documentos de cabildeo relacionados con iniciativas, minutas, proyectos, decretos, y en general, cualquier acto o resolución emitida por la Cámara, será integrados en un archivo de cabildeo, en cada comisión.
  2. Los documentos de cabildeo deberán publicarse en la página electrónica de la Cámara para que puedan ser objeto de consulta pública, en los términos del artículo 244.
  3. Los documentos de cabildeo, la información, opiniones, argumentaciones o cualquier otra manifestación hecha por los cabilderos no serán vinculatorias para la resolución del asunto en cuestión.
Artículo 267
  1. La solicitud de inscripción al registro de cabilderos incluirá la siguiente información:
  • Nombre completo del solicitante y copia de identificación oficial vigente. En caso de ser una persona moral, una relación de quienes acredite el representante legal, para realizar la actividad en la Cámara;
  • Domicilio del solicitante;
  • Relación de las principales comisiones o áreas de interés en las que preferentemente se desarrollarán las actividades de cabildeo..

2. La Mesa Directiva deberá dar respuesta a la solicitud de inscripción, en un plazo no mayor a diez días. En caso contrario, se entenderá la inscripción en sentido positivo al solicitante.

3.   Una vez cumplido el requisito de inscripción, la Mesa Directiva expedirá para cada cabildero una identificación con fotografía que deberá ser portada durante su estancia en las instalaciones de la Cámara.

4. El cabildero notificará a la Mesa Directiva cualquier cambio en la información proporcionada en la solicitud, para su inscripción en el padrón de cabilderos, en un plazo no mayor de diez días, a partir de la modificación correspondiente.

Artículo 267

1. La Mesa Directiva podrá suspender o cancelar el registro en el padrón de cabilderos durante la legislatura correspondiente, al cabildero que no acredite fehacientemente el origen de la información que proporcione a cualquier legislador, comisión, órgano, comité o autoridad de la Cámara.

Por su parte, el Reglamento de la Cámara de Senadores dedica un Capítulo (el IV) para definir y establecer las bases normativas del cabildeo en dicho órgano legislativo:

Artículo 298

1. Se entiende por cabildeo la actividad que realizan personas dedicadas a promover intereses legítimos de los particulares, ante los órganos directivos y comisiones del Senado o ante senadores en lo individual o en conjunto, con el propósito de influir en decisiones que les corresponden en ejercicio de sus facultades.

2. Las comisiones y los senadores informan por escrito a la Mesa, para su conocimiento, de las actividades realizadas ante ellos por cabilderos en la promoción de sus intereses.

Artículo 299
  1. Los senadores o el personal de apoyo no pueden aceptar dádivas o pagos en efectivo o en especie por parte de persona alguna que realice cabildeo o participe de cualquier otro modo para influir ilícitamente en las decisiones del Senado.
  2. Toda infracción a esta norma será castigada en términos de las leyes de responsabilidades o la legislación penal, según corresponda.

untitled

Lo anterior, a propósito de recientes noticias en medios de comunicación mexicanos que denuncian públicamente prácticas de soborno que firmas consultoras como PricewaterhouseCoopers (PwC) realizan, pidiendo hasta un millón de dólares por cambiar un artículo de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos; interviniendo el sentido de la votación de los legisladores mexicanos y el contenido de las reformas. Situación que obligó a los congresistas mexicanos a reactivar un dictamen para regular la práctica del cabildeo, tanto en el Senado como en la Cámara de Diputados. El día de hoy, se aprobó por unanimidad la iniciativa de regular el cabildeo en México. Enhorabuena por nuestra democracia. Es un buen paso para cerrarle la puerta a la corrupción y castigar, en su caso, a aquellos funcionarios públicos que no cumplan con el mandato legal, pero exige interés y monitoreo ciudadano para que sea funcional y se institucionalice.

El Negociador Mexicano

In Negociación Política y Cabildeo on October 14, 2013 at 3:32 am

méxico y japón

En negociación, es fundamental entender cómo negocian otras culturas para poder llegar al éxito en las negociaciones globales. Las diferencias culturales pueden ser un obstáculo para un acuerdo, sobre todo cuando una de las partes pone sobre la mesa una serie de supuestos que la parte contraria no percibe: quién tomará las decisiones clave, qué tiene valor y qué sucedería si se llega a un acuerdo.

De acuerdo con especialistas en el tema, el estilo de los mexicanos se distingue por ciertos valores culturales que pueden distinguirse en dos grupos:

1) Valores fundamentales para la estabilidad social y moral del país, profundamente arraigados en nuestra idiosincrasia:

  • Familia (el factor más importante en la vida de los mexicanos)
  • Religión (90 por ciento de la población es católica, es un factor de unión y coherencia social; la Virgen de Guadalupe es un simbolismo)
  • Relaciones interpersonales (se da mucha importancia al individuo, al respeto a la persona y al reconocimiento, no a la tarea)
  • Nacionalismo (orgullo por la historia y tradiciones mexicanas)
  • Actitud ante el trabajo (los jefes y supervisores deben conocer bien a los subordinados, respetarlos como personas antes de esperar que éstos cumplan con una tarea; no son solo un medio para realizarla)
  • Sensibilidad (no acepta la crítica con facilidad, le gusta trabajar en un ambiente agradable y armonioso)
  • Etiqueta (manifestaciones de educación y cortesía que algunos negociadores extranjeros ven como falta de agresividad del mexicano)

2) Costumbres, hábitos y conductas que no afectan los valores fundamentales pero que pueden modificarse y adaptarse con el tiempo:

  • Puntualidad (el tiempo es visto como un valor relativo, es demasido optimista calculando los tiempos)
  • Compromiso (uso constante de buenas intenciones que no siempre se convierten en acciones)
  • Ética (basada en principios morales del catolicismo pero en la práctica se incurren en diversos actos de corrupción)
  • Relaciones con el superior (alto sentido de lealtad al jefe, dificulta autoconfianza, responsabilidad y toma de decisiones efecivas)
  • Individuo y equipo (enfoque del trabajo individualista; es necesario desarrollar el trabajo en equipo con responsabilidad compartida)

En México, como en cualquier otro país, el estilo de negociar está sujeto a costumbres, tradiciones y aspectos culturales. La transición hacia la democracia en el país trajo consigo considerables cambios en la vida social, económica y política, generando nuevas actitudes en las generaciones de jóvenes que interactúan en un mundo cada vez más liberal y globalizado. Aunque los valores fundamentales y tradicionales están vigentes.

Conforme a un estudio realizado por una firma consultora canadiense (Baker & MacKenzie), los aspectos más sobresalientes del estilo mexicano de negociar serían:

  1. Los asuntos pueden llevarse dos o tres veces más tiempo que lo normal. La paciencia y la resistencia son virtudes indispensables para el ejecutivo extranjero en México.
  2. Los negociadores mexicanos asumen un enfoque muy paternalista durante las discusiones, por lo que no hacen comentarios ni correcciones a los errores u omisiones que comenten sus jefes o directores.
  3. La jerarquía y las tradiciones que privan en el lugar de trabajo dificultan la toma de decisiones a niveles inferiores.
  4. Los negociadores mexicanos tienen necesidad de motivación y formación para desarrollar un sentido de responsabilidad sobre la eficacia en términos del costo de las funciones que manejan.
  5. Las contrataciones se hacen pasando por alto los procedimientos administrativos y con base en recomendaciones de familiares y amigos. Esta situación crea una carencia de personal con la suficiente capacitación en los niveles intermedios de las empresas.
  6. Las empresas extranjeras instaladas en México, cada vez están más convencidas de la necesidad de contar con negociadores mexicanos para desarrollar sus actividades en el país.
  7. Una importante fortaleza de los negociadores mexicanos es su habilidad para mantener relaciones armoniosas, entre superiores y subordinados, mientras que su debilidad es la toma de decisiones y la dependencia excesiva hacia sus superiores. En general, a nivel intermedio, los negociadores no participan en la planeación de la negociación.

La percepción y experiencia de los negociadores extranjeros en México demuestra que los valores culturales que nos distinguen han definido el perfil del negociador mexicano a lo largo de buena parte de nuestra historia y han determinado en gran medida el curso de las negociaciones que los mexicanos han realizado en los diversos ámbitos.

A partir de décadas recientes, en que se ha transformado el sistema político mexicano, la estructura de poder, las relaciones con el exterior, y en general, la inserción de México a un mundo globalizado, surgió el interés por formar nuevas generaciones de profesionales en materia de negociación, al principio formados principalmente en universidades extranjeras y más tarde, en universidades prestigiadas del país.

Esto quiere decir que las costumbres, hábitos y conductas que han afectado no solo la imagen del país sino de los tomadores de decisiones en los diversos ámbitos de la vida social -gobierno, empresas, cuerpo diplomático- buscan adaptarse de mejor forma a los tiempos actuales y evitar cometer desaciertos que en el pasado nos dejaron lecciones memorables. Cito el ejemplo del caso de la negociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), en la que un negociador estadounidense cercano al proceso señala las fallas en la estrategia de negociación mexicana:

“…los temas de negociación se dividieron en 19 grupos de trabajo. México designó 8 negociadores principales para que cada uno manejara 2, 3 y hasta 4 grupos. A medida que la negociación avanzó, el trabajo aumentó y algunos de los jefes negociadores no pudieron estar en todas las mesas. En Dallas, algunas reuniones no pudieron llevarse a cabo por esta razón. Mientras que los estadounidenses y canadienses tenían negociadores para cada grupo, en la parte mexicana una misma persona era el negociador principal en varios grupos. Esto puso en desventaja a los mexicanos”.

Así pues, si buscamos tener mayor capacidad de negociar, debemos profesionalizar al cuerpo de negociadores tanto en gobierno como en empresas mexicanas, y desde luego en el cuerpo diplomático. Es fundamental contar con expertos negociadores que sean capaces de modificar aquellos patrones que afectan la imagen o perfil del mexicano, como es el respeto a la puntualidad, el compromiso y la capacidad para la toma de decisiones a niveles intermedios. En general, veo con buen pronóstico la tendencia de incorporar a los planes de estudios de diversas Universidades materias específicas de negociación en Licenciaturas como Ciencias Políticas y Administración Pública, Relaciones o Negocios Internacionales, Derecho o Economía, a fin de fortalecer la preparación de los futuros profesionales. Esfuerzo que considero debe apuntalarse con un enfoque multilateral, es decir, que permita abrir puentes de comunicación y entendimiento para la negociación con diversas culturas, ya que el intercambio y cooperación internacional ya no puede restringirse a una agenda bilateral con el vecino del norte, aún cuando sea una potencia mundial y nuestro principal socio comercial.

En un contexto global, considero que el negociador mexicano debe potenciar las fortalezas que lo caracterizan, al dar un peso específico a la persona, al ser humano y a los valores culturales más básicos, como el respeto a la familia y a valores y principios que se adquieren a partir de ésta, como la gentileza, calidez y cortesía en su forma de interactuar con las personas. Es un rasgo muy mexicano y que aporta un valor intangible a las relaciones diplomáticas y de cooperación entre las naciones. Además, es la llave para crear relaciones fuertes que generan confianza, que facilitan el intercambio de ideas y permiten llegar a acuerdos, a partir de una mayor disposición a  seguir colaborando, ya que el mexicano logra establecer lazos amistosos y duraderos. Paralelamente, debe emprenderse un cambio de actitud respecto a aquellos factores de nuestra cultura que influyen negativamente en el estilo de negociar, como el concepto que tenemos del tiempo, el compromiso y los comportamientos que no sean congruentes con el Estado de Derecho.

Para ser un negociador eficaz es preciso dedicar tiempo a conocer las costumbres, particularidades y cultura del país con que se va a negociar, respetar el protocolo y tener cuidado con el lenguaje no verbal de las personas. Negociar implica desarrollar habilidades y capacidades, tener ciertos atributos, adquirir conocimientos técnicos y experiencia. Expertos en la materia distinguen en general las siguientes

  • Habilidad para escuchar
  • Capacidad de mantenerse alerta
  • Intuición
  • Habilidad de entender las señales
  • Paciencia
  • Flexibilidad
  • Planeación
  • Creatividad
  • Simpatía
  • Autoconocimiento y autoestima
  • Empatía
  • Aspiraciones
  • Perseverancia
  • Conocimientos
  • Facilidad de negociación

En la negociación, las personas deben saber que no existe un estilo puro de negociador, que todos poseen una mezcla, pero con una tendencia más o menos definida hacia uno u otro estilo. Por otro lado, es bueno recordar que al negociar también entran en juego las formas de actuar y razonar de cada una de las personas, la forma de percibir los mensajes, el contexto y la realidad de las cosas. Es decir, una percepción no es determinante pero sí orientadora respecto al estilo de negociar de personas de distintos países; en el caso mexicano, puede haber o no coincidencia en la apreciación que un extranjero tenga de nosotros como negociadores; sin embargo, es útil tomarla en cuenta para reconocer y mejorar los hábitos y costumbres que puedan afectar nuestras relaciones entre nosotros y con el exterior. Esto implica un ejercicio de responsabilidad, sensibilidad y apertura.

Fuentes consultadas:
  • Aguayo, Sergio, “El estilo mexicano de negociar”, en El Norte, 17 de abril, 1992.
  • Baker y McKenzie, Faire des Affairs au Mexique. Canada-Mexique: Partenariat pour la Réussite, 3a ed., Prospectus, Montreal, Canadá, 1995.
  • Harris, Phillip R. y Robert T. Moran, Managing Cultural Differences, 3a ed., Gulf Publishing, EUA, 1991.
  • kras, Eva, Cultura Gerencial: México-Estados Unidos, Grupo Editorial Iberoamérica, México, 1990.
  • —–, La Administración Mexicana en Transición, Grupo Editorial Iberoamérica, México, 1991.

Understanding the Game Being Played in Washington

In Negociación Política y Cabildeo on October 7, 2013 at 2:53 pm

Teoría de Juegos. Una forma de entender la negociación política en Washington. Interesante perspectiva.

images (1)

Maestros dan clases de “toma de decisiones éticas” en la negociación con el gobierno federal mexicano

In Negociación Política y Cabildeo on September 24, 2013 at 12:20 am

En el marco de los acontecimientos derivados del conflicto magisterial en México, comparto la columna de hoy del analista Sergio Sarmiento en uno de los diarios de mayor prestigio en el país. La reproduzco en su totalidad porque creo que no tiene desperdicio; invita a pensar muchas cosas, entre ellas, las siguientes:

¿Es ético llegar a un acuerdo y luego desconocerlo?
¿Es legal que haya maestros que cobran sin trabajar, sin justificar su ausencia en las aulas, por tiempo indeterminado?
¿Es viable sustituir a estos maestros por otros que sí quieran enseñar para evitar la pérdida de tiempo de miles de estudiantes?
¿Es responsabilidad de los negociadores políticos del gobierno federal el impacto de esta decisión?
¿Quién, cómo y qué tipo de negociación llevó a cabo en este conflicto?
¿Se han presentado ya las mejores alternativas posibles para una negociación?
Después de esto, ¿será posible negociar con los maestros de la CNTE?

“Sergio Sarmiento, Septiembre 23, 13, Diario Reforma
“No puedes tomar decisiones basadas en el miedo y en la posibilidad de lo que pudiera ocurrir”.
Michelle Obama

La Secretaría de Gobernación ofreció su as bajo la manga el viernes y prometió a la sección 22 pagar las quincenas no trabajadas a cambio del regreso a clases este lunes 23 de septiembre. Los líderes de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación, sin embargo, desconocieron los acuerdos y decidieron no volver a las aulas.
Los negociadores de la Segob estaban convencidos de que tenían ya un acuerdo que permitiría liberar la Ciudad de México y regresar a clases. En un confuso fin de semana, sin embargo, los negociadores de la CNTE no lograron obtener el respaldo de los demás dirigentes. Al final se pospuso para el lunes la consulta sobre el retorno a clases, pero se programaron ya nuevas marchas para el miércoles 25 de septiembre. Esto significa que no se levantará el campamento del Monumento a la Revolución, ni tampoco se regresa a clases.
La CNTE no obtuvo de la Segob su demanda principal: la derogación de la reforma educativa. El gobierno federal simplemente no puede ceder a esta exigencia. Pero la promesa del pago completo de las quincenas no trabajadas ha sido siempre el premio principal de la sección 22 después de sus paros. Ahora eso no ha sido suficiente.
Al pago del tiempo no laborado, la CNTE está añadiendo una nueva exigencia: que “se impulse un transitorio en donde se haga una excepción para la aplicación de la reforma educativa a los integrantes de la CNTE”. La CNTE ha anunciado, además, que impedirá que el INEGI haga un censo que permita saber cuántos maestros hay realmente en las aulas y a cuántos se les está pagando. “No debemos dejar que exista un recuento; tenemos que cerrar las escuelas y los espacios”, señaló este fin de semana el líder de la sección 18 de Michoacán, Juan José Ortega Madrigal.
Quizá un 40 o 50 por ciento de la nómina en Oaxaca se paga a maestros que no dan clases o que no existen. Si realmente los 73 mil maestros de la sección 22 dieran clases, los 1.3 millones de estudiantes del estado tendrían salones de 18 alumnos. La realidad es muy distinta: las aulas oaxaqueñas concentran en promedio 50 o 60 alumnos. La diferencia son miembros del sindicato que tienen plaza pero no dan clases.
El gobierno federal quizá se vea obligado a aplicar la ley. Los maestros de Oaxaca llevan cinco semanas sin trabajar. Tanto la legislación laboral como la nueva ley educativa facultan a las autoridades a reemplazar a los maestros faltistas, pero nunca un gobernador ni la Secretaría de Educación Pública se han atrevido a hacerlo.
¿Será difícil reemplazar a los maestros? Seguramente. Pero mientras no se tome esta decisión, la sección 22 seguirá suspendiendo clases como lo ha hecho los últimos 33 años. Muchos maestros de la sección seguramente aceptarían recontratarse y regresar a clases si hubiera una convocatoria abierta. La recontratación ayudaría, también, a eliminar a las decenas de miles de maestros que reciben sueldo sin dar clases. Pero para aplicar la ley, hay que tener un enorme valor político.
No sé si el gobierno mexicano lo tenga. Es la valentía que Ronald Reagan de Estados Unidos mostró en 1981 cuando destituyó a más de 11 mil controladores aéreos en huelga o la de Margaret Thatcher en el Reino Unido que sostuvo el cierre de varias minas públicas de carbón con pérdidas pese a una violenta y prolongada huelga del Sindicato Minero en 1984-1985.
Si el gobierno decide contratar a nuevos maestros y regresar a clases con ellos, la CNTE hará lo posible por paralizar al país y el gobierno tendrá que usar la fuerza pública. Pero si no lo hace, la reforma educativa podrá ser ley pero no se aplicará en la realidad.”

TIM-BITS No. 1: Public Affairs versus Public Relations

In Negociación Política y Cabildeo on September 15, 2013 at 5:15 pm

Public Affairs vs Public Relations

Los Maestros….del caos en México

In Negociación Política y Cabildeo, Política y Economía de México on September 8, 2013 at 6:50 am

“Las manifestaciones de más éxito no son necesariamente las que movilizan más gente, sino las que suscitan más interés entre los periodistas. A riesgo de exagerar un poco, podría decirse que cincuenta tipos listos que sepan montar bien un happening para que salga cinco minutos por la tele pueden tener tanta incidencia política como medio millón de manifestantes”.  – Pierre Bourdieu (1994) –

Fieles al lema de su organización, “El Maestro luchando también está enseñando“, siguen tomando las calles de la Ciudad de México los miles manifestantes de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE), intentando defender su posición de minoría, ya radicalizada, que afecta a una mayoría de miles de habitantes de la capital del país, contra la Reforma Educativa del Presidente Enrique Peña Nieto y todo lo que ella implica en términos de evaluación para el personal docente.

Inconformes porque no fueron tomados en cuenta en el contenido del texto final para definir la aprobación de la Reforma Educativa, han optado por tomar las calles y con ello el espacio público que le pertenece no solo a ellos. Han bloqueado carreteras en otros puntos del país, el acceso al aeropuerto de la Ciudad de México, obstruido importantes vialidades. tomado las principales televisoras del país y obviamente, han abandonado las aulas, lo cual, en su conjunto, ha sido nota del día de todos los medios de comunicación nacionales y extranjeros. Buscaron reflectores, impacto, notoriedad, ante la falta de capacidad de seguir manteniendo un movimiento que se ha estrangulado ya así mismo. Se agotaron en su decisión de querer imponerse como fuera y luchar por su posición de poder, y no vieron que la búsqueda de una negociación con el gobierno sería imposible iniciarla bajo un esquema de todo o nada.

Siguiendo el método de Robbins (1997), existen cinco aspectos fundamentales que podrían lograr un acuerdo mutuo entre las partes en conflicto: interés, opciones para satisfacer ese interés, estándares para resolver las diferencias, alternativas de negociación, y desde luego, propuestas de acuerdos.

La resolución del conflicto no significa que se decida quién sale ganando o quién sale perdiendo; se trata de que las partes en su conjunto salgan favorecidas, que éstas compartan beneficios, aunque la balanza se incline por uno de los negociantes.

Sin embargo, no debe olvidarse que el objetivo de resolver un conflicto es obtener algo mejor con respecto a lo que se tenía antes de una negociación. Al respecto, debo confesar que no es fácil analizar cómo podría revertirse el status quo que hoy tiene la CNTE ante un callejón sin salida, en términos de desprestigio de su organización y falta de respaldo social a su movimiento.

Desde mi perspectiva, la estrategia que intentaron implementar les trajo justamente el efecto contrario; es decir, atrajeron a los medios en un afán de ganar espacios, simpatía y respaldo social, pero sus actitudes y comportamientos de los últimos días han generado tensión social y malestar entre los afectados por las movilizaciones, así como una oleada de comentarios negativos contra la organización y sus fines. Han sido señalados como un grupo reactivo, intolerante, violento e incapaz de justificar privilegios para el servicio profesional docente.

De ahí que es fundamental que los negociadores reconozcan las diversas caras de un conflicto, los estilos de comunicación y obviamente las posibles consecuencias de sus decisiones (negativas y positivas), para así poder aplicar las estrategias más adecuadas en la búsqueda de soluciones para los conflictos y solución de problemas.

El desconocimiento de esto, sumado a la improvisación y exceso de confianza en uno mismo, traen consigo fatales resultados. No hace falta ser experto para preverlo. Colocar la movilización al límite y no dejar ningún espacio a la negociación fue sin duda alguna un grave error.

Aportes de la Ciencia Política en los procesos de negociación

In Negociación Política y Cabildeo on August 28, 2013 at 5:41 pm

El ensayo de Evelyn Hernández Ortiz: Interpretación y Análisis de los Procesos de Negociación. Aportes desde la Ciencia Política, sistematiza el modelo de toma de decisiones y el de maduración del conflicto como herramientas metodológicas en los procesos de negociación.

Presenta herramientas útiles para la descripción, interpretación y análisis de procesos de negociación presentados en situaciones de conflicto en el marco de un contexto socio-político determinado (en este caso el costarricense), ofreciendo al politólogo e internacionalista la posibilidad de identificar actores, posiciones e intereses en los procesos de negociación, así como mejorar su capacidad y eficiencia en la toma de decisiones.

De acuerdo con Hernández Ortiz, la eficacia de los procesos de negociación se basa en el conocimiento, la aplicación de los conceptos, los principios generales de las buenas negociaciones y en las habilidades de los actores en el manejo de distintas técnicas de negociación para logar un acuerdo satisfactorio.

Desde esta perspectiva, y ante la situación de conflicto que existe en México por el movimiento magisterial que se realiza en contra de la Reforma de Educación presentada por el Presidente de la República, Enrique Peña Nieto, y desde un enfoque de política comparada ¿qué instrumentos de los propuestos para el caso de Costa Rica aplicarían para el desarrollo de un proceso de negociación y de alternativas de solución del conflicto del caso mexicano, considerando los elementos de cada modelo de interpretación y análisis que sugiere?

Brazilian Trade Stuck between Mercosur and EU

In Negociación Política y Cabildeo on August 25, 2013 at 2:57 am

Brazil’s future depends on its negotiations

Global Risk Insights

Brazil, being one of the BRICs and a country that economists fantasize about after having reached the verge of depression from looking at the EU, is facing a dilemma that it will have to confront by next year. Due to its growth and increasing wealth (social unrest aside), Brazil will be re-classified as an upper-middle-income country. On the surface, this sounds like good news, indicating a country on the path to prosperity. However, there are kinks in the EU trade agreement, which cause Brazil to worry. As it is, Brazil stands to lose its EU trade preferences next year, as determined by the Generalised Scheme of Preferences. The only way to iron out those kinks is to negotiate a trade deal.

Brazil’s trade with the EU makes up about 37 percent of total trade between the EU and Latin America ($80 billion of bilateral trade), and in terms…

View original post 500 more words

Diplomacia

In Historia, Política y Economía Internacionales, Negociación Política y Cabildeo on April 2, 2013 at 1:57 am

ImageEs común confundir “diplomacia” con política exterior, rama del servicio exterior, negociación, o como una cualidad del negociador; lo cual, es incorrecto porque no son sínónimos. La diplomacia es un elemento fundamental en las relaciones internacionales pero debe tenerse clara la definición del concepto para evitar una distorsión de su real significado.

La diplomacia moderna surgió en Italia durante los siglos XIII y XIV, en el tiempo en que el país estuvo dividido en Estados-ciudades cuyas profundas rivalidades por el poder dieron origen a los estadistas-diplomáticos. En Florencia nacen grandes embajadores como Dante o Petrarca, y desde luego Maquiavelo y Guicciardinni.

Mowat distingue tres periodos de evolución de la teoría diplomática europea:

  • (476 a 1473)época de la superstición e ignorancia
  • (1473 a 1914)sistema de los Estados europeos
  • 1918diplomacia a la luz del día – propuesta de los Catorce Puntos de Woodrow Wilson (en los pactos públicos de paz ya no habría entendimientos internacionales secretos de ninguna especie).

La principal influencia formativa de la teoría diplomática es el sentido común, puesto que fue en el área del comercio donde la gente aprendió a aplicarlo en sus tratos mutuos. Si bien, hay una diferencia entre política y negociación; la primera es pública y la segunda no tiene por qué serlo. La necesidad de institucionalizarla impulsó su evolución a lo largo de siglos, hasta que una clase media ciudadanos la inventó.

Génova (Italia) es la cuna de la misión diplomática permanente (que antes no lo era) y de ahí se fueron asentando más representaciones en el país hasta que poco a poco se fueron estableciendo en otros países, como en la Gran Bretaña o Francia.

Los representantes diplomáticos se fueron categorizando con el tiempo, lo cual generó numerables denominaciones y a su vez disputas porque todos querían denostar mayor dignidad y status entre los representantes personales de los Jefes de Estado.

Pasaron siglos hasta que en el Congreso de Viena de 1815 este desequilibrio se rompió porque se establecieron las normas del servicio diplomático y la representación de las potencias sobre una base de común acuerdo, a partir de cuatro categorías :

  1. Embajadores, legados, nuncios papales
  2. Enviados extraordinarios y ministros plenipotenciarios
  3. Ministros residentes
  4. Encargados de negocios

En ese año, los servicios diplomáticos fueron reconocidos como una rama del servicio exterior de cada país. Se creó un servicio de carrera, con reglas propias y una jerarquía establecida con base en ellas.

De acuerdo con diccionario inglés de Oxford:

“Diplomacia es el manejo de las relaciones internacionales mediante la negociación; el método merced al cual se ajustan y manejan esas relaciones por medio de embajadores y enviados; el oficio o arte del diplomático”.

Las virtudes del diplomático ideal (según Nicolson):

  1. Veracidad
  2. Precisión
  3. Calma
  4. Buen carácter
  5. Paciencia
  6. Modestia
  7. Lealtad

Antonio Nunez on Storytelling

Brand Storytelling - Corporate Storytelling - Personal Storytelling - Political Storytelling

CNNEspañol.com

Ultimas Noticias de Estados Unidos, Latinoamérica y el Mundo, Opinión y Videos

Experimentación en innovación educativa

Campaña permanente

El blog de Comunicación política de Rafa Laza

Ana Ramírez de Arellano | Marketing Político Internacional

Blog dedicado a la campañas digitales en política internacional.

Politica 2.0

Acción politica en la Sociedad de la Información

christiangutierrez

Otra visión de la Política

Sociedad Conectada. Voz y Voto.

Opiniones sobre Tecnología, Sociedad y Administración Pública

De Revolutionibus Orbium Argentum

Sobre el movimiento de las esferas argentinas

%d bloggers like this: